Five Guys

La cadena de hamburguesas americana, perteneciente a la familia Murrell, con más de 1.500 restaurantes en el mundo, ha aterrizado en España con su primer local, en la calle Gran Vía de Madrid, nº 44. Será su buque insignia en nuestro país, con 800 m2 distribuidos en 3 plantas.

Como todos y cada uno de los locales de la marca, ha sido decorado y construido bajo los mismos estándares de Five Guys. Bajo esa imagen de diner americano sencillo y muy familiar, se esconde un proceso constructivo que difícilmente puede ser mejorado, en términos de calidad de los materiales empleados, impermeabilidad, aislamiento, funcionalidad y equipación. Las paredes se construyen mediante la colocación de 3 placas de yeso y aquapanel, para evitar que el agua las deteriore. Las zonas de trabajo están revestidas por un material plástico denominado Bioclad, el cual permite una perfecta limpieza e higienización de todas las superficies. Toda la zona de cocina esta forrada por acero inoxidable, y como en todos los restaurantes de la marca, es visible al público.

Su forma de trabajar los alimentos lo hace único en su sector, puesto que no disponen de congeladores ni microondas. Toda la comida, carne y vegetales, es fresca y se guarda en neveras, donde se prepara diariamente para posteriormente ofrecer a sus clientes. Las patatas, se cortan a diario con unas prensas en las que el personal las coloca una a una y empuja para proceder al corte, se lavan en 3 diferentes fregaderos y finalmente se fríen en aceite de cacahuete 100%, el cual no contiene colesterol y la fritura queda más seca y menos grasienta.

El local esta equipado por un sistema de música ambiente de última generación, ya que parte del Show de Five Guys es la música, siempre a volumen alto y hits conocidos.

Con respecto al mobiliario de sala, se caracteriza por el empleo de la madera para fabricar sus asientos tipo booth, mesa alta comunal, encimeras de resina compacta roja y taburetes. La iluminaria se basa en lámparas colgantes de colores rojo y blanco. Los tubos de climatización están lacados en rojo. Por último, la decoración de las paredes se basa en artículos de prensa y celebridades en los que se habla de la calidad de sus hamburguesas.

La mayoría de los materiales y proveedores han venido desde EEUU y UK (sede de Five Guys en Europa), todo el seguimiento y comunicaciones han sido en inglés, y el proceso de seguimiento y desarrollo de la obra se ha basado en los estándares constructivos anglosajones.

Que Five Guys haya apostado por CYMES en la ejecución de su flag ship (800 m2) en España ha sido por la experiencia en este tipo de proyectos y la capacidad de trabajar en distinto idioma y coordinación entre UK y España, en cuanto a pedidos a proveedores, transportes y acopio de materiales provenientes del extranjero.

Proyectos relacionados